Roca de Droc, hoy decapitada y agujereada.
© Ajuntament Sant Andreu de la Barca, 2010